amazon-espió-a-tiktoker

Influencer de TikTok revela cómo Amazon la espió durante varios meses

La influencer de TikTok “my.data.not.yours”, que se dedica a hablar de temas de privacidad digital, mostró cuántos archivos de ella había recopilado Amazon.
amazon-espió-a-tiktoker

¿Amazon te espía y recolecta datos que no debería? Pues eso asegura una influencer de TikTok, quien mostró la cantidad de datos que la empresa fundada por Jeff Bezzos ha recopilado sobre ella sin que se hubiera percatado. Se trata de la tiktoker “my.data.not.yours”, quien explicó que solicitó a la firma ver todos los datos, pero no esperaba recibir tantos. 

¿Cómo es que Amazon tenía tanto acceso? Pues la creadora de contenido reveló que todo los archivos se generaron gracias a que  tiene en su casa bombillas inteligentes y tres altavoces de Amazon, dos son Amazon Dot y uno es un dispositivo Echo. “Cuando descargué el archivo ZIP estas son todas las carpetas con las que venía”, dijo la internauta. 

Fue una cantidad sorprendente de archivos

La mujer asegura que hay 3 mil 534 clips de audio, para mostrarlo, reprodujo uno en el que hablaba de encender una luz. La mujer también señaló que también se le envió un archivo con sus contactos: “Resulta que tienen una lista completa de los contactos de mi teléfono y nunca recuerdo haber sincronizado eso”.

En otra de las carpetas con archivos encontró que había uno con  la ubicación exacta de sus altavoces inteligentes Alexa. “No estoy totalmente cómoda con todo lo que tienen”, agregó la mujer, que dedica su cuenta a hablar sobre la privacidad digital. 

Amazon en otro escándalo de privacidad 

El pasado 28 de septiembre, Amazon anunció nuevos productos para el hogar y el que más impresionó fue Astro, un pequeño robot rodante que cuenta con las mismas características del Amazon Echo con el detalle que se puede mover por todos lados, pero costará cerca de mil 500 dólares.

Pero eso no fue todo, ya que luego del anuncio llegaron las críticas, pues cuenta con una cámara de video integrada lo cual lo convertiría en una potencial arma de espionaje si es que un ciberdelincuente hackea el dispositivo. Matthew Guariglia, un analista de políticas de la Electronic Frontier Foundation, aseguró que el dispositivo dejaba más dudas en cuestión de seguridad que emoción: “Piense en el peor de los casos que podría suceder si un tercero tuviera acceso a ese robot. ¿Qué vería, qué oiría y qué se podría hacer con esa información?”, sostuvo.