Mujer transgénero quiere ser monja, la Iglesia Católica no se lo permite

Eefje Spreuters quiere cumplir su sueño de ser monja, pero su condición de género no se lo permite
a

La iglesia católica estaba menos que encantada con la comedia creada en 1985 por Dan Goggin, sobre todo porque uno de los personajes era la hermana Mary Amnesia, que se volvió loca después de que un crucifijo la golpeara en la cabeza.

En este caso, Eefje Spreuters de Nijlen es una mujer trans que le gustaría ingresar a un monasterio como monja. "En todas partes donde me registro, las hermanas están entusiasmadas, pero no está permitido según las reglas", dice en Radio 2 Antwerp. "Según la Iglesia Católica no se puede cambiar de sexo. Ella ve a Eefje como un hombre para siempre", aclara el abogado de la iglesia Rik Torfs.

¿Por qué no es posible ser una monja transgénero?

Eefje Spreuters tiene 46 años, y hace más de uno que se concibe como una mujer transgénero. Pero su creencia desde muy pequeña la incitó a uno de sus sueños más grandes: el de ser monja. Sin embargo, la iglesia ha rechazado su petición, a pesar de que varias monjas la han invitado a ser parte.

Entre la confusión, Eefje no comprende la razón por la que ha sido discriminada, ya que hace poco se informó sobre un caso en que un sacerdote franciscano cambió de género y no hubo quien se opusiera a su identidad. 

Al respecto, un abogado de temas eclesiásticos dijo que Eefje tiene posibilidades de unirse a la Iglesia católica pero la única alternativa es hacerlo como hombre, el único sexo que se le asignó al momento de nacer. Es decir, como sacerdote.