Tu privacidad no existe en ciertos productos

El mundo y sus constantes cambios en la sociedad y en la tecnología, han llevado a ciertos gobiernos a infiltrarse de manera sigilosa a nuestras vidas. La privacidad de las personas es y será algo que se debe respetar y mantener en confidencialidad, pero ¿qué pasa cuando el gobierno puede espiarte? o ¿que un experto en tecnología decida ser parte de tu vida privada?. Todos estos tema han sido de gran importancia en las políticas de seguridad, sin embargo, no siempre estas asegurado.

Sin imaginarnos el momento o la situación, alguien puede estar leyendo o viviendo lo mismo que tú. Existen aparatos que han sido creados con la ayuda de la CIA y el FBI para espionaje. Un último estudio realizado y comunicado por la BBC, nos informan que la FBI y la CIA, se encuentran trabajando a la par sobre algunos documentos filtrados en wikileaks sobre la supuesta revelación de los métodos de hacking de la agencia de inteligencia, esto nos hace vulnerables ante la tecnología y sus efectos que actúan en contra de nuestra privacidad.



¿Te has puesto a pensar sobre tus aparatos electrónicos o de comunicación? Seguramente alguno de ellos permiten el acceso a tu información sin saberlo. A continuación te diremos los más comunes.

Smartphones con Android
Los smartphones con sistema operativo Android, son uno de los principales enemigos de la privacidad. Algunos casos de infiltración se han dado a través de iPhones que han sido el blanco para algunas investigaciones de la CIA.



Whatsapp, Telegram, Signal
Todas estas aplicaciones permiten al gobierno ingresar y hasta robar tu información. Whatsapp, Telegram y Signal tienen un sistema de geolocalización el cual permite saber tu ubicación y por si fuera poco, un buen hacker puede activar los micrófonos y la cámara para averiguar lo que haces.



Televisores
Un caso muy sonado, fueron los televisores de Samsung que grababan y escuchaban conversaciones estando apagados. Estos aparatos fueron creados en cooperación con el MI5 de Reino Unido y la CIA. Nadie se lo imaginaría, pero las conversaciones de las personas eran escuchadas por los agentes más importantes a nivel mundial a través de una red.



Autos de conducción autónoma
Estos coches cuentan con un sistema de cámara avanzados, radares tipo Lidar y un procesador de datos sumamente ágil y responsivo, aunado a lo anterior los datos recibidos tienen que ser entregados a los sistemas de conducción: acelerador, freno y dirección para accionar el comportamiento del vehículo de acuerdo a situaciones reales de movilidad. Toda esta tecnología operada por monitores, será fácil de hackearse y tu destino puede cambiar en un dos por tres.