Bustamante, el de población más  joven; Mainero, el más envejecido  

Censo 2020 de INEGI presenta información digna de estudio por parte de académicos e investigadores.
FOTO 1

Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Es urgente analizar el fenómeno de envejecimiento que se ha detectado en ciertas localidades de Tamaulipas. 

Una opción: desarrollar programas preventivos que retengan a la población económicamente activa en los sitios donde aún se les puede otorgar servicios básicos de salud, vivienda y fortalecer sus actividades económicas.

Lo anterior, se debe a que en Tamaulipas los datos preliminares que arroja el Censo de población y vivienda 2020 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, en la estructura de su población, Bustamante resulta ser el municipio que posee la población más joven y el municipio de Mainero, es el sitio del estado más envejecido.

“Bustamante está por debajo de la edad mediana de Tamaulipas, es un indicador que para algunos demógrafos, significa el grado de envejecimiento de una población”, afirma el Coordinador Estatal del INEGI en Tamaulipas, Marco Antonio Chapa Martínez. 

Es decir, la población de Bustamante en su mayoría  cuentan con 28 años de edad media y en Mainero su población es de 40 años, edad media .

Este fenómeno que hoy atraviesa Mainero podría ser consecuencia de una baja natalidad en los últimos años, o la migración; un cambio en la estructura demográfica que atraviesan los países desarrollados.

“No es parte de nuestro trabajo determinar o profundizar en los factores que están detrás de la variación de un indicador. La población con mayor edad mediana, en este caso Mainero, no significa que la población se haya hecho vieja rápidamente, pero podría ser que la migración de las edades jóvenes sea intensa y solamente ha quedado la población mayor”. 

“Este fenómeno migratorio también debe revisarse por sexo, por ejemplo en el municipio de Bustamante donde la población media es más joven, se observa que esta distribución por sexo, se carga a la mujer, incluso se encuentran comunidades rurales, en donde solamente hay mujeres”.

La interpretación de estos datos pueden llegar a nivel municipio, localidad e incluso manzana, pero correspondería a los diversos cuerpos académicos determinar los factores en estudios profundos.

Por ahora, la Coordinación Estatal del INEGI a cargo de Marco Antonio Chapa Martínez, difunde los resultados, ante autoridades de los tres niveles de gobierno, medios de comunicación e investigadores a fin de que estos permitan la mejor elaboración de programas sociales o toma de decisiones.

“En Europa en particular, hay un fenómeno que hace veinte años comenzó a llamar la atención y se ha hecho preponderante en la conformación de su población. Comenzó la migración en áreas rurales a áreas urbanas y ellos comenzaron a aplicar programas de apoyo, que permitieran la retención de la población en regiones donde se puede otorgar servicios de energía eléctrica y agua potable o donde aún se puede generar actividades agropecuarias”, comenta en entrevista Chapa Martínez, destacando las cifras actuales del Censo de Población y Vivienda 2020 que el INEGI  difunde actualmente en los 43 municipios de la entidad.