Pau gana pleito legal

Tras 12 años de batalla legal, esta mañana el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo condenó a España por no proteger la vida privada y familiar de Paulina Rubio, después de que la cantante interpusiera una demanda por la forma en que varios programas de televisión invadieron su privacidad. 

De acuerdo con información del diario El Mundo, el representante de la intérprete, Javier Saavedra, presentó demandas contra su anterior manager y varios presentadores de los programas españoles Aquí hay tomate, ¿Dónde estás corazón? y Crónicas Marcianas que trataron públicamente la relación de Paulina con su ex pareja, Ricardo Bofill, su supuesto consumo de drogas y su orientación sexual. 

A pesar de que la demanda fue desestimada en primera instancia y en apelación, el Supremo como el Constitucional rechazó examinar el caso, ahora Estrasburgo considera que sí se violó el artículo 8 de la Convención, que protege el derecho a la vida privada y familiar. 

El Tribunal defiende que aunque la “Chica Dorada” sea una figura pública, no implica que su vida privada sea de interés público y no autoriza que los medios de comunicación difundan información sobre la misma. 

Sin embargo, el Tribunal Europeo no impuso ninguna multa a España ni fijó alguna indemnización para la cantante, ya que ella no reclamó alguna.